miércoles, 30 de junio de 2010

Cuando el fracaso te lleva al camino adecuado

Hay veces en la vida, que el fracaso tanto laboral como personal llegan a desmotivarnos por completo y hace que nos demos por vencidos. Pero uno ha de ser fuerte y sacar las cosas positivas de los fracasos y sobre todo analizar que errores han ocurrido, o hemos cometido que nos han conducido a fallar en nuestros propósitos. Aprender de nuestros errores a la hora de realizar las cosas, comportarnos con las personas y encaminar nuestra vida nos ayudara a mejorar para un futuro y asi convertir nuestros fracasos en el camino adecuado que debemos llevar a la hora de realizar nuestros proyectos.

No debemos frustrarnos con el fracaso ya que es condición humana, todo el mundo fracasa en algún momento en su vida, en diferentes ámbitos personales o profesionales. Nuestra capacidad de darnos cuenta , que solo es una situación mas de la vida, nos ayudara a enfrentarnos al el y solucionarlo y resolverlo de forma que no nos suceda mas, de esta forma avanzaremos mas en nuestros propósitos y proyectos, porque quedar estancado con el fracaso en nuestras mentes, es como quedar estancado en el tiempo, nunca se recupera.

Para conocer las verdaderas razones del fracaso:

Debemos analizar todos los elementos que nos llevaron a el :

Las circunstancias externas que se dieron que nosotros no podemos controlar.

Mala gestión del proyecto o poca dedicación.

Insuficiente conocimiento sobre el ámbito en el que nos movemos

No encontrar las herramientas adecuadas para llevar a cabo nuestros propósitos o proyectos.

Muchas son las razones que nos llevan al fracaso pero tenemos que aprender a superarlo y utilizarlo para hacernos mas fuertes.

Ismael Sierra Garrido

El plan de empresa, la clave para emprender

Las claves para emprender son:
1.Conocer el producto y/o servicio.
2.Conocer el mercado en que se opera.
3.Creer en el proyecto y auto motivarse.
4.Relacionarse con clientes y otros profesionales.
Para organizar toda esta información se utiliza el plan de empresa. Esta herramienta ofrece la oportunidad de determinar una ruta para los objetivos de negocio del emprendedor, donde enmarcar la estrategia y visión del negocio.
El plan de empresa identifica, describe y analiza una oportunidad de negocio, examina la viabilidad técnica, económica y financiera de la misma, y desarrolla todos los procedimientos y estrategias necesarias para convertir la oportunidad en un proyecto empresarial concreto.
Es una herramienta imprescindible tanto para una nueva empresa como para empresas ya establecidas.
El plan de empresa se divide en los siguientes apartados:
• Presentación del proyecto
• Presentación del equipo promotor
• Estrategia de Marketing
• Producción y calidad
• Área de Organización – Gestión
• Área Jurídica – Fiscal
• Área Económica – Financiera
Para que tenga utilidad un plan de empresa debe tener en cuenta los siguientes requisitos:
Calidad de la información – La información y redacción ofrecida debe ser clara,concisa, veraz y comprobable.
Actualidad – El documento deberá recoger información y datos actualizados, ya que un desfase, aún pequeño, sobre todo en proyectos de contenido tecnológico, lo hace poco útil.
Totalidad en la información – El plan de empresa abarcará todas las áreas de la actividad empresarial, con el fin de que el mismosea completo.
Unidad de criterio en la redacción – La finalidad del plan es de tener la empresa en blanco y negro, y así definir conceptualmente la visión estratégica del proyecto. En práctica, se suele dirigir a más de un lector, por lo que es importante utilizar un lenguaje que sea inteligible por inversores, bancos, proveedores, técnicos, etc.

Fuente: Atrévete a empreder
por Sally Graham y Carlo D’Urso autores del blog Objetivo Negocio

martes, 29 de junio de 2010

11 ideas para emprender

1- Mente sana en cuerpo sano

La emoción y los beneficios que ofrece practicar un deporte, pueden ser una combinación que se traduzca en grandes ganancias. En el rubro de las actividades físicas, existe una amplía gama de posibilidades para encontrar alguna actividad que funcione como una oportunidad económica.

Ideas: marketing deportivo, es decir, organizar eventos y venderlos a las grandes firmas comerciales para que se involucren en ellas a través de un patrocinio. Otra opción es crear un programa de entrenamiento físico y mental, destinado a sectores específicos y que se adapte a las necesidades de cada persona, por ejemplo, los ejecutivos, comenta David Miller, director general de Club Services International.

2- ¡Espacios pequeños!

Uno de los mayores problemas a los que se enfrentan los millones de personas que viven en la ciudad de México, es el del aprovechamiento de sus espacios.

Idea: fabricación y/o venta de muebles para viviendas pequeñas. No necesariamente debes conocer de carpintería para fabricarlos, puedes buscar ideas en revistas de decoración, publicaciones especializadas y ferias del rubro. Una vez que tengas la idea puede asociarte con otras personas para que los fabriquen.

3- Made in México

Hay una frase muy conocida que dice: "Nadie es profeta en su tierra", y te preguntarás qué tiene que ver esto con un negocio. Sencillo: a veces no es muy redituable ponerse a vender artesanías en el mismo lugar donde se producen. Pero, ¿qué pasaría si colocas en Europa un local de venta de artesanías?

Idea: vender artesanías vía Internet. Los coleccionistas, amantes y estudiosos de otras culturas, en especial de sus nativos y tradiciones, podrían interesarse en comprar objetos representativos de determinado lugar y cultura. Es importante que hagas una pequeña investigación de mercado, para ver que existe hasta el momento en este rubro, qué objetos de este tipo buscan los coleccionistas y cómo puedes establecer los precios. Después ponte en contacto con artesanos de tu región, o lugares de venta de este tipo de artesanías. Al principio puedes comenzar con artesanías pequeñas, porque es más fácil enviarlas a otros lugares del mundo. Publica este catálogo en un sitio web, puedes crearlo o asociarte con alguien que ya tenga uno.

4- Más que palabras

La revista Time ha pronosticado que el sector de la publicidad y las relaciones públicas, creará alguna de las profesiones más cotizadas durante los próximos 25 años. Esto debido al crecimiento importante de cobertura por parte de los medios informativos, y la necesidad de tener mejores comunicaciones internas. Alrededor de 65% de los presupuestos se asigna, por ejemplo, a programas de relaciones públicas.

Ideas: las agencias de relaciones públicas han logrado posicionarse como una herramienta paralela a la publicidad, y es una excelente oportunidad de negocio, la clave está en convencer a las empresas de su importancia dentro de la compañía. Otra opción de negocio es trabajar en traducciones profesionales y especializadas (en asuntos legales, finanzas, tecnología o ciencias).

5- ¡Turismo alternativo!

Según The World Resorts, instancia que se dedica a realizar investigaciones en materia de turismo alternativo, en los últimos años se ha registrado, en el ámbito mundial, una tasa anual de crecimiento del 30% en este tipo de negocios, Por su parte, la Asociación Mexicana de Turismo de Aventura y Ecoturismo (AMTAVE), calcula que el potencial de mercado se estima en unos 20 millones de personas, únicamente en México; además, está el turismo extranjero, que siempre busca nuevas experiencias.

Ideas: el eco turismo abarca todo tipo de actividades (descenso de ríos, buceo en aguas vírgenes y cenotes, veleo, snorkeling, canotaje, vuelo en globo, parapente, safaris fotográficos, caminatas o bicicleta de montaña, entre otras). Son variadas las áreas en que puedes incursionar, desde operar actividades de aventura, hasta construir alojamientos, restaurantes, operar algún transporte o establecer un programa para formar y capacitar guías experimentados. Lo más recomendable es iniciar en lugares cercanos a los puntos ya desarrollados de turismo tradicional, para aprovechar la infraestructura de comunicaciones.

6- El mundo de las mascotas

En México, la industria de las mascotas genera alrededor de 500 millones de dólares al año y aumenta progresivamente.

Ideas: el mercado de accesorios de alto nivel para mascotas está de moda; si eres un emprendedor astuto puedes ingresar a este nicho con una variedad de servicios: desde el cuidado de mascotas, la producción y distribución de alimentos especiales, cortes de pelo, y la venta de vestimenta y accesorios para animales, hasta los hospitales, clínicas, seguros y cementerios para mascotas.

7- La vida en verde

Los negocios que se dedican a prevenir la contaminación; reciclar basura o crear entre la gente una conciencia ecológica están destinados a crecer.

Ideas: En los negocios verdes, diversos emprendedores ha encontrado una inmensa oportunidad de negocio en actividades tan variables como el reciclaje, el ecoturismo, la bio-construcción, y creación de herramientas tecnológicas para el ahorro de energía. Hasta el momento, las ideas más interesantes se han generado en materia de crear tecnologías que permitan disminuir la utilización de combustibles valiosos como el gas natural.

8- ¡Qué viva el Zen!

El mundo cada vez está más permeado por una tendencia conocida como New Age o Nueva Era, que surge a mediados de los años sesenta. Esta corriente consiste en un conjunto de elementos espirituales, sociales y políticos que tienen por objetivo transformar a los individuos y a la sociedad para que tengan más afinidad con la naturaleza y lo espiritual.

Ideas: actualmente, existe un mercado fuerte de libros, revistas, cintas de video y casettes, exposiciones sobre el tema, amuletos, alimentos y medicinas naturales. Algunos nichos en los que puedes emprender son: distribución de música, literatura y otros objetos que tenga por tema el desarrollo personal y espiritual. En el área de cursos, tienes una amplía opción en la organización de dinámicas relacionados con Yoga, Tai Chi, Feng Shui, meditación, entre otras prácticas. También se puede pensar en un establecimiento donde se pueden vender artículos con los que el consumidor busca estar más en contacto con la espiritualidad.

9- Spanglish

En Estados Unidos hay cerca de 40 millones de hispanos. Un estudio elaborado por la Universidad de Georgia indica que el crecimiento del poder económico de la comunidad mexicana supera el de otros grupos raciales en ese país.

Ideas: ¿en qué gastan? En primer lugar en comida. Los platillos frescos son sus favoritos. En segundo lugar, en servicios telefónicos de larga distancia y en tercer sitio, en ropa y calzado. Los renglones en los que se observan más oportunidades de negocio en ese mercado son, precisamente, exportar variados alimentos, tipo la comida enlatada y conservas (las exportaciones en este renglón registran un alto crecimiento según datos del INEGI). También podrías apostar por colocar en el mercado hispano productos artesanales.

10- La dulce vida

En países como Estados Unidos existe ya una cultura comercial para atender el mercado de las personas con diabetes, y en México...

Ideas: muchos de los productos que consumen las personas con diabetes son importados, lo cual eleva su costo. Este podría ser un nicho interesante para tu empresa. Puedes instalar un negocio cuyo sello distintivo sea ofrecer menús para las personas con diabetes. Otro campo interesante es la creación de literatura con recetas especiales para diabéticos, así como los textos o videos informativos dirigidos a niños que han contraído la enfermedad. Y aunque la parte médica se tiene controlada, puedes crear generar tu oportunidad de negocio, a partir de otros productos como glucómetros, etiquetas de prueba para aplicar insulina, pastilleros y hasta prótesis.

11- Al cuidado de la salud

Un estudio del Departamento estadounidense de Salud y Servicios Humanos, encontró que el 90% de los asilos en esa nación cuentan con poco personal para el cuidado de la salud de las personas que albergan.

Ideas: si estudiaste algo relacionado con salud y medicina, considera la opción de formar un grupo que ofrezca servicio especializado en cuidado de la salud. Existe, por ejemplo, una gran necesidad de enfermeras que atienda a los pacientes tanto en casa como en los asilos, y por tanto son muy bien remuneradas. Para iniciar puedes ponerte en contacto con las instituciones encargadas de formar y capacitar a personal en este rubro.

Fuente: http://fanultra.posterous.com

lunes, 28 de junio de 2010

Los proyectos webs de emprendedores están de moda

Con la consolidación de Internet como el canal de negocios en este novel siglo XXI, la llegada de emprendedores con proyectos web es masiva, pero el índice de “mortalidad emprendedora” es altísimo, que ninguna recomendación para su sobrevivencia (como las que comparten en ReadWriteWeb) salen sobrando:
1.-Identifica el problema real y concentra tus esfuerzos en su solución. No disperses tu tiempo en actividades no relacionadas.
2.- Identifica tu mercado objetivo y recoge sus sugerencias desde el principio.
3.- Diseña y desarrolla de una aplicación usable tan rápido como sea posible.
4.- Rodéate de personas dedicadas y efectivas.
5.- No pierdas tu rumbo y tampoco confundas las tecnologías y productos con las soluciones de conjunto.
6.- Invierte tiempo en la selección y prueba de un modelo de negocio, pero mantente abierto a los cambios que puedan/deban surgir sobre la marcha.

Fuente: readwriteweb

Tus competidores tienen dinero y tú no…


¿Qué pasa si tu principal competidor ha conseguido una inversión importante y tú no?

Las buenas noticias:

  • Tu modelo de negocio acaba de ser validado
  • A partir de ahora lo tienes más fácil para conseguir dinero: si un inversor ha apostado por tu competidor, es posible que otros inversores decidan que el sector es interesante y apuesten por ti
  • Puede que seas interesante para una adquisición: una vez que la inversión en tu competidor ha validado el modelo de negocio, tu empresa es ahora más barata que tu competencia (que está obligada a dar un retorno a sus inversores) para ser adquirida
  • Tu competidor tiene toda la presión: el hecho de tener unos inversores ansiosos por ver resultados puede llevar a tu competencia a tomar decisiones incorrectas, a derrochar en marketing… y fracasar
  • Tu competencia te hará el marketing, ellos serán los encargados de enseñar al mercado lo que hace tu producto
  • Una ronda de financiación puede ser una señal de debilidad, de que no tiene el modelo de negocio definido y pierde dinero mes a mes


Ahora las malas noticias:

  • Su producto será mejor que el tuyo: con más recursos podrán desarrollar su producto más rápidamente y con más funcionalidades que el tuyo
  • Su capacidad de invertir en marketing y en ventas será infinitamente superior a la tuya
  • Puede que no les importe la rentabilidad: con dinero en el banco, pueden permitirse continuar perdiendo dinero y “echarte” del mercado
  • Ellos tienen el sello de aprobación del mercado y tú no
  • ¿Tienes un talón de aquiles? Puede que tengas un gran equipo, un gran producto, usuarios, etc. pero ellos han conseguido dinero y tú no… ¿por qué?

Al final todo depende del color del cristal con el que se mire. Me quedo con la última frase de Ken Gaebler:

Cuando tus competidores consiguen dinero, tú no estás obligado a hacerlo - pero sin ninguna duda estás obligado a hacer las cosas mucho mejor de lo que lo estás haciendo

Fuente: Negociame.com


La FP se amplía con 12 nuevos ciclos

En Extramadura, La Consejería de Educación de la Junta de Extremadur, ha ampliado su oferta formativa de la FP con 12 nuevos ciclos formativos para el curso 2010-2011 destacando los cursos de atención a niños de 0 a 3 años, la de atención a la depencia y las energías renovables.

Dentro de los 12 nuevos títulos de la FP que se incorporan en Extremadura, se implantará la modalidad semipresencial para dos ciclos formativos como son el de Educación Infantil y el de Eficiencia Energética y Energía Solar Térmica con horario de tarde y también se implantará la modalidad de FP a distancia, con el curso de Emergencias Sanitarias a través del Proyecto @vanza, para motivar al estudio a todas aquellas personas trabajadoras y que quieran acceder a un título de la FP.

Serán 9 titulaciones las que se podrán cursar con los 12 nuevos ciclos, seis serán de Grado Medio:

  • Atención Sociosanitaria
  • Emergencias Sanitarias
  • Producción Agroecológica
  • Farmacia y Parafarmacia
  • Producción Agropecuaria
  • Servicios en Restauración

Los de Grado Superior son:

  • Educación Infantil
  • Eficiencia Energética y Energía Solar Térmic
  • Guía, Información y Asistencias Turísticas

En total, Extremadura ofrecerá en su próximo curso un total de 79 títulos con 344 ciclos formativos, 202 de Grado Medio y 142 de Grado Superior.

Cursos de la FP:

Fuente: www.europapress.es

domingo, 27 de junio de 2010

Las Becas Emprendedor ayudarán a crear nuevas empresas

El Gobierno foral destinará 800.000 euros a la iniciativa, que supondrá 30 becas de entre 18.000 y 24.000Hasta 800.000 euros está dispuesto a invertir el Gobierno foral como medida anticrisis para ayudar a la creación de nuevas empresas en sectores estratégicos de Navarra. Enmarcado en el Plan Moderna, el programa de Becas Emprendedor concederá 30 ayudas de 18.000 euros para proyectos con un socio promotor y 24.000 euros cuando se trate de dos socios. Esta nueva medida pretende impulsar el empleo cualificado y la experiencia profesional para crear empresas innovadoras.

Además de una subvención de hasta 2.000 euros mensuales por promotor, las becas ayudarán al emprendedor del nuevo negocio, ofreciendo formación en gestión empresarial por parte del IESE, asesoramiento especializado de CEIN (Centro Europeo de Empresas e Innovación de Navarra) y un espacio físico en el vivero de empresas, además de acceso al foro de inversores. El nuevo proyecto, impulsadas por el departamento de Innovación, Empresa y Empleo del Gobierno de Navarra, con la colaboración del CEIN, fue presentado ayer por la directora general de Empresa, Begoña Uríen, y la directora del CEIN, Carmen Leza. Ambas entidades acompañarán a los promotores en la gestación y puesta en marcha de estas nuevas iniciativas empresariales para generar talento e innovación.

Las becas se dirigen a personas mayores de 18 años que no se dediquen a otra actividad empresarial o económica por la que perciban ingresos. Se requiere una buena idea de negocio innovador y una inquietud emprendedora, con la intención de crear una empresa en Navarra. Así, los interesados pueden optar a las becas mientras se dediquen con exclusividad al proyecto durante el periodo de la beca, que se percibirá en pagos mensuales por un máximo de 9 meses.

Las solicitudes se cumplimentarán en la página web www.becaemprendedor.cein.es,donde actualmente hay 92 personas prescritas para hacer la solicitud. El plazo para entregar las solicitudes será desde el día siguiente a la publicación de la convocatoria en el BON hasta el 31 de julio.

El IESE, junto con la entidad gestora y la escuela de negocios seleccionada, decidirán los 30 proyectos participantes. El beneficiario firmará un compromiso con la Beca Emprendedor y tendrá 30 días para incorporarse al programa de la beca.

Fuente: Diario de Navarra

Emprendedor o autoempleado

Para autoemplearse, en realidad, se necesita poco más que estar conectado. Es decir, que haya un número de personas que sabe lo que haces y te contrata para hacerlo. En la mayoría de los casos, con un PC, una ADSL, una impresora y un móvil, ya tienes todo lo que necesitas. Si eres bueno y tienes buenos contactos, podrás tener el 100% de tu tiempo ocupado y cobrar tarifas altas por hora de trabajo. Es el modelo de lo que antes se conocía como “profesionales liberales”: médicos, abogados, arquitectos…

Este modelo tiene dos problemas:

1. Hay un límite a lo que puedes facturar, que está marcado por las horas que eres capaz de trabajar cada día. Si eres bueno puedes cobrar más por hora, pero ese precio no puede crecer hasta el infinito porque hay un punto en el que tus clientes se van a la competencia.

2. Si no trabajas no ingresas. Si te vas de vacaciones, si te pones enfermo… tienes que vivir de las rentas, o tener previsto un seguro.

Como digo, mucha gente ha ganado mucho dinero con este modelo. Pero los que de verdad se hacen ricos son los que crean una empresa. En una empresa, la capacidad de producción se amplía, y ya no depende de una sola persona (o de tres o cuatro). Tienes otros gastos, la gestión es más complicada, pero ya no hay límites a tu crecimiento.

No es extraño que donde hace cien años triunfaban las consultas del dr. Pérez o el despacho del abogado López ahora veamos Adeslas, Sanitas o megadespachos tipo Garrigues. Al final, la lógica de los números es inapelable.

Por supuesto que sigue habiendo hueco para alguien que quiera dedicar unas horas a su profesión. Si tu objetivo es obtener ingresos adicionales, o diversificarlos para no depender solo de un sueldo, o simplemente no tener jefes y poder gestionar tu propio tiempo, adelante. Si sabes escribir, programar, diseñar, enseñar o cualquier otra cosa por la que alguien esté dispuesto a darte dinero, ponte a ello.

Pero si lo que quieres es crear una empresa, olvídate de buscarte trabajo a tí mismo. Tu misión no es programar ni diseñar ni escribir, sino conectar a alguien que necesita esos servicios con quien se los pueda proporcionar.

“¡¿Cómo?! “, se preguntará alguien, “¿o sea que soy diseñador, monto una empresa de diseño y no puedo diseñar?”. No exactamente. Al principio, tú puedes ser uno de esos “prestadores de servicios”. Pero el objetivo es que, cuanto antes, la empresa genere trabajo para dos diseñadores, y luego para cuatro, y para ocho… Por supuesto que si eres un experto en tu campo supervisarás lo que hacen tus empleados, y probablemente dedicarás un tiempo a los proyectos o clientes más importantes. Pero sin olvidar que tu misión en la empresa no es diseñar, sino conseguir que otros diseñen.

Según las circunstancias y los intereses de cada uno, tan válido es un modelo como otro. Lo importante es no confundirse y tener claros los objetivos, porque eso es lo que determinará hacia donde debes orientar tus esfuerzos.


Fuente:Negociame.com

sábado, 26 de junio de 2010

Por qué emprender es más duro para ellas

Endeavor, Sabre y Omeu lanzaron un sondeo para luego atacar puntos débiles y capacitar; sólo 7% de las uruguayas emprendió en 2009

Mientras que 17% de los hombres uruguayos entre 18 y 64 años inició un negocio en 2009, el porcentaje de mujeres que hizo lo propio fue sólo de 7%. En tanto, mientas que 8,5% de los hombres tenía una empresa establecida, el porcentaje fue de sólo de 3, 4% para ellas.Los datos, que se desprenden de Global Entrepreneurship Monitor (GEM) -realizado en 54 países y cuya investigación local estuvo a cargo de la escuela de negocios de la Universidad de Montevideo, IEEM- revelan que Uruguay es el país con más bajo nivel de emprendimiento femenino, junto con Irán.Por esto, Endeavor y Omeu -la asociación de mujeres empresarias del Uruguay- lanzaron el miércoles pasado "Mujeres empresarias, eliminando barreras", un sondeo que se realizará a través de www.endeavor.org.uy. Sabre Holdings financia la iniciativa y brinda la tecnología de encuesta online.La investigación intentará detectar en dos meses cuáles son las principales barreras que encuentran las mujeres para emprender, para luego elaborar planes de orientación y talleres.Omeu -que ese mismo día presentó su sitio omeu.org.uy- obtuvo el mes pasado la aprobación de asociación civil sin fines de lucro y este año se confirmó como miembro de FCEM, la organización que nuclea a las mujeres empresarias a nivel mundial.

Datos que alientan

El GEM -que se basa en una encuesta que realiza Equipos Mori a 2.000 personas- reveló asimismo que los emprendedores de Chile y Uruguay son los más innovadores y que el porcentaje de personas que no emprenden por temor al fracaso no es significativo en este país.En tanto, si bien el índice de emprendimiento femenino es muy bajo localmente, la calidad del mismo es superior al de otros países de Latinoamérica, según manifestó a El Empresario el responsable de la investigación, el profesor Leonardo Veiga.En ese sentido, mientras que el porcentaje de mujeres que emprendió por necesidad bajó desde 4,5% en 2006 a 2, 2% en 2009, el de aquellas que emprendió por oportunidad pasó de 4% en 2006 a 5% en 2009.

Funte: el Pais

viernes, 25 de junio de 2010

Como negociar un aumento

Saber que negociar es un juego con reglas, estrategias, tácticas ganadores y perdedores, ayuda a que se pueda realizar de una manera más fácil dado que el entendimiento de la manera en que funciona le quita un poco de emoción.


Por supuesto cada vez que negociamos lo que buscamos es ganar y así es como se hace:

Escoge la estrategia

Antes de negociar, lo primero es decidir si vas a emplear una estrategia en la que ambas partes ganan o en la una gane y la otra pierda.

La sabiduría convencional de negocios indica que cada uno se esfuerza porque ambas partes ganen, que obtienes lo que deseas ayudando a que la otra parte obtenga tanto como quiera. Cuando esto funciona, las negociaciones gana-gana son buenas porque todos se sienten bien con el proceso y los malos sentimientos son mínimos.

Pero algunas veces el que ambos ganen es algo imposible e incluso no son preferibles. Aquí es cuando la estrategia en la que uno gana y el otro pierde cobra sentido: Intenta obtener lo que quieres y no te preocupes de los sentimientos resultantes.

Como sea, una vez que has decidido qué estrategia funciona mejor para ti, el próximo paso es hacer tus deberes. Mientras más sepas acerca de las fortalezas y debilidades del otro, más posibilidades tendrás de obtener lo que deseas. Por ejemplo:

Si sabes que a tu jefe le será muy difícil reemplazarte, considera discutir la opción de llegar a un mejor acuerdo.
Si negocias el arriendo de un edificio, el saber que este ha estado vacío por un año es información valiosa.
Así que comienza por informarte antes y decide qué estrategia de negociación vas a usar

Tácticas de negociación

Llega un momento en muchas negociaciones en el que tener algunas tácticas listas para ser usadas puede hacer una gran diferencia.

Evita hacer la primera oferta

Si pides un aumento a 20 la hora y tu jefe estaba dispuesto a pagarte 23, nunca obtendrás los 23 si haces la primera oferta.

Si te ves forzado a hacer la primera oferta, se exagerado: “No sé qué sería bueno para usted, me encantaría que me pagara 50 la hora”.

Pide más de lo que quieres

Esto es especialmente difícil para quienes no gustan de negociar, pero si te das cuenta de que esto es un juego, pedir más no debiera ser difícil. El ofrecerá menos, así que ¡que comience el juego!

El gesto amistoso

Esto es especialmente útil cuando la estrategia busca que ambas partes ganen. La idea es hacer un gesto magnánimo para crear buena voluntad. Piensa en qué puedes ofrecer a la otra parte y ofrécelo como un incentivo amistoso.

Por ejemplo, seguramente tu jefe tendrá poco tiempo. Considera maneras de liberarlo. Algo como aprender a utilizar un nuevo software y enseñar a todos como se utiliza. También puedes dedicarte un poco a tareas de contabilidad dado que a casi ningún jefe le agrada hacer ese tipo de tareas.

El punto es que una buena oferta puede ser apreciada y promover la reciprocidad.

Creatividad

Quizás tu jefe no puede permitirse el aumento que quieres. En ese caso debes ser creativo. ¿Qué más puedes obtener a manera de compensación? Quizás tiempo libre pagado cubrir tus gastos mensuales de transporte.

No parezcas demasiado interesado. Puedes ejercer más influencia cuando das la impresión de que tomarlo o dejarlo no te importa demasiado. Mas fácil decirlo que hacerlo pero es verdad.

Una de las armas más poderosas es dar la impresión de que en cualquier momento te pararas de la mesa y te iras, quizás no muy útil con un jefe pero si en negociaciones con otras personas, ya que tiende a hacer que las personas sean más cautelosas contigo.

Fuente: Negocios.com

Como enfrentarse al fracaso

¿Haz lanzado ese proyecto tuyo que se veía tan bien en el papel? ¿Tus expectativas se transformaron en una amarga derrota? Bueno, acabas de aprender algo que millones de emprendedores han aprendido antes: el fracaso es siempre una posibilidad, sin importar cuan bien se vean las cosas en el papel.

El fracaso es una parte importante del éxito

No hay nada malo en el fracaso y no debería ser tratado como una desilusión, pero veamos exactamente como alguien debiera reaccionar ante el.

Primero que nada no dejes que te derrote. No eres la primera persona que comete un error y definitivamente no serás la ultima. No hay ningún millonario que no haya fallado alguna vez, y no pequeñas fallas, sino enormes derrotas, que harían que la mayoría de las personas en su posición se rindieran. Pero no lo hicieron, y ese es el factor más importante tras su éxito. Nunca cometer el error de dejar que el fracaso se lleve lo mejor de ti.

Eso no significa que debas olvidar toda tu experiencia previa, ya que si lo haces terminaras cometiendo los mismos errores una y otra vez. El fracaso es una parte importante del éxito por las lecciones que deja, lecciones que te ayudaran a ser un mejor emprendedor.

¿Qué hice mal? ¿Por qué tome esa decisión? Si me tuviese que enfrentar al mismo escenario, ¿Qué haría diferente? Estas son solo algunas de las preguntas que debes hacerte luego de cada fracaso, y responderlas te ayudara a aprender lecciones valiosas y a no repetir los mismos errores en el futuro.

Nunca cometas el mismo error, hay muchos errores nuevos que cometer

No hay ninguna persona que este sobre el fracaso, no hay nada malo con el, pero repetir el mismo error una y otra vez es simplemente algo tonto de tu parte. ¿Qué bien dejara cierta experiencia si no tienes nada que aprender de ella?

Ahora bien, no te descorazonaste, te hiciste algunas preguntas importantes que te hicieron aprender una cosa o dos, y ¿ahora qué? Ahora es tiempo de volcar tu experiencia. La lección que hayas aprendido probara ser de gran ayuda en el futuro.

El fracaso es siempre una posibilidad, siempre cometerás errores y eso esta bien y es perfectamente comprensible. Cometer los mismos errores no lo es.

La manera en que te enfrentes al fracaso es uno de los aspectos clave que te permitirá o no ser un buen emprendedor. Analiza todo lo que has hecho mal, aprende de tus errores, nunca los repitas y estarás en el camino adecuado. Enfréntate mal y te convertirás en una estadística más.

Fuente: Negociame.com

miércoles, 23 de junio de 2010

La Idea de Negocio

No existen negocios rentables, sino emprendedores que convierten a su empresa en un negocio rentable. Esa es tu tarea como emprendedor. ¿Cómo logramos esto?: Generando ideas de negocios innovadoras que solucionen un problema. El primer paso es generar ideas. Sigue estos pasos:

1. Investiga
Investiga un mercado insatisfecho. Estudia los hábitos de las personas de un segmento específico.
Crea un cuestionario sobre un tema que te interese y entrevista a los clientes potenciales.

2. Crea
La investigación te debe dar como resultado una lista de ideas de negocio basadas en los hallazgos de tu investigación, es decir, en las necesidades del mercado estudiado. Esa lista no es definitiva y puedes usar tu creatividad para crear una ventaja competitiva única que te diferencie de la competencia.
También podrías darle un nuevo enfoque a una idea ya existente. Sin embargo ten en cuenta que tu idea de negocio tiene que solucionar un problema como mínimo.

3. Selecciona
En esta fase selecciona la idea que tenga más potencial; para llevarla a cabo y convertirla en un negocio rentable.
Y ¿Cómo sabes que tu idea tiene potencial?.
Hazte las siguientes preguntas para empezar:
¿Qué te gusta hacer en tu tiempo libre?
¿Qué habilidades has aprendido o desarrollado?
¿Cuánto tiempo y capital tienes para dedicarle a tu negocio?
¿Eres capaz de implementar la idea de negocio gracias a tus contactos?
Tomando en cuenta tus fortalezas y debilidades como persona y la oportunidad de negocio podrás decidir cuál es la mejor idea para ti en este momento, es decir, la que tiene más potencial de convertirse en una empresarentable.
Tienes que hacer algo que te apasione, ser muy bueno en ello y que esto sea compatible con tu
situación personal y económica.

Fuente: Atrévete a empreder
Sally Graham y Carlo D’Urso autores del blog Objetivo Negocio

martes, 22 de junio de 2010

6 Consejos para comenzar exitosamente un emprendimiento

Comenzar un negocio puede parecer un asunto hasta glamoroso si se quiere, pero en realidad requiere una enorme cantidad de trabajo y constante compromiso.

Hay varias formas de comenzar: comenzar una empresa desde cero, comprar una en funcionamiento y desarrollarla, adquirir una franquicia confiable o encargarse del negocio familiar.

Si bien cada forma tiene sus propias características, estos 6 consejos son prácticamente comunes a todos ellas:

Consolide el producto o idea

¿Tiene una buena idea que usted cree que puede monetizar? Ahora es el momento de ir más allá, tome esos apuntes garabateados en la servilleta del bar y empiece a escribir sus ideas.

Ponerlas por escrito le va a ayudar a ajustarlas. Por escrito, los errores comienzan a “saltar” en forma más evidente.

Realice un análisis de Mercado

Esta es la etapa de investigación. Es tiempo de determinar si hay realmente una necesidad de Mercado a la que su idea brinde una solución.

Esta etapa involucra además un “análisis competitivo” para identificar los posibles competidores. Ver lo que otros están haciendo la/o puede ayudar para diferenciar su producto o servicio.


Trate de identificar perfectamente a sus potenciales clientes, haga un perfil (por ejemplo, profesionales de clase media sin hijos, con 2 ingresos, amantes de las comidas gourmet que vivan en cierta área).

Póngale un nombre a su negocio

Elegir el nombre de su empresa no es una tarea menor, posiblemente sea una de las decisiones más difíciles de tomar. El nombre correcto puede agregar distinción a su negocio. Haga un poco de brainstorming y consiga una lista interesante de nombres, luego comience a analizarlos.

Evite los nombres que tengan connotaciones vagas o engañosas, lo mismo que los nombres difíciles de deletrear, pronunciar o de recordar. En esta etapa no esta de más corroborar la pronunciación en otro idioma (hoy su negocio está naciendo, quien sabe lo que llegará a ser en un futuro).

Una vez que haya acortado la lista, proceda a verificar la disponibilidad del dominio y regístrelo a través de una empresa de registros de dominio. Por favor, preste atención a este detalle, no haga registrar el dominio por un tercero que luego se lo pasa a su nombre, porque puede que eso nunca suceda.

“El mayor error que comenten los nuevos emprendedores es abandonar luego de un fracaso.”

Además del nombre, usted tiene que elegir la estructura legal de su empresa (sociedad unipersonal, una sociedad anónima con otras personas, una srl, una corp, una LLC, etc., las estructuras varía de país en país, por eso es conveniente que se asesore con un contador o abogado local para analizar la conveniencia de adoptar una u otra).

Desarrolle el Plan de Negocios

Un plan de negocios ante todo le va a ayudar a identificar bloqueos y obstáculos por lo que estará en condiciones de diseñar alternativas con anterioridad a lanzar el negocio. Use su plan para delinear cronogramas y establecer los hitos o acontecimientos importantes.

Un plan integral muestra si el emprendimiento tiene o no el potencial de generar ganancias. Los componentes claves de un plan son: el resumen ejecutivo, la tabla de contenidos, la descripción de los productos o servicios, un análisis del mercado, plan de marketing, plan de operaciones, plan financiero, los componentes del equipo de trabajo, estrategia de salida, toda otra información que considere importante para analizar el negocio.

Construya una estructura de soporte

Comenzar con un negocio puede ser bastante duro. Trate de hacer una lista con las personas que pueden brindarle algún tipo de apoyo: familiares y amigos, u otra gente que puede ayudarle a hacer realidad su idea.

Identifique recursos y organizaciones dedicada a las pequeñas empresas en su área, pueden serle muy útiles para generar referidos y contactos o para orientarla.

Muchos centros de gestión y universidades dan asistencia a través de sus centros.

Consiga los fondos necesarios

Conseguir los fondos requeridos para iniciar su negocio puede ser todo un desafío. Muchos bancos no se mostrarán receptivos a menos que usted pueda darles una garantía prendaria para asegurar el cobro del préstamo.

En algunos casos, en vez de recurrir al banco, la persona prefiere utilizar sus tarjetas de crédito. Aunque riesgoso, puede ser una alternativa, si encuentra una tarjeta de crédito con tasa muy baja.

Para concluir

Ser emprendedor es un proceso de aprendizaje. El mayor error que comenten los nuevos emprendedores es abandonar luego de un fracaso. Tenga en cuenta que puede necesitar varios intentos antes de perfeccionar su negocio.

lunes, 21 de junio de 2010

Ideas y emprendedores

¿Cuántas veces has pensado?: si se me hubiese ocurrido a mí…

Me pasa a menudo y también el tener ideas y no poderlas llevar a cabo porque estás metido de lleno en otros proyectos o porque no tienes tiempo material para dedicarselo, es algo innato en la mayoría de los emprendedores.

Simplemente en un momento determinado se nos enciende la bombilla y maquinamos en nuestra mente las bases de un proyecto perfecto y tendemos a pensar en ello durante horas e incluso durante días, a veces durmiendo llegamos a tener sueños reveladores. Luego cuando vemos que de verdad es buena la compartimos con alguien cercano y aquí es cuando suele llegar el primer momento clave en el que nos jugamos la continuidad de todo cuanto hemos imaginado.

¿Qué te parece? No, no lo veo claro.
Entonces solemos pensar que nos hemos expresado mal o que no hemos sabido transmitir bien el concepto. Pero si la respuesta es reafirmante es cuando nos convecemos al cien por cien de nuestra idea.

El problema de todo esto es que realmente tener una buena idea es difícil y son pocos los proyectos que triunfan y se consangran. Por ello no siempre vale la pena llevarlas a cabo y muchos son los que las publican en sus blogs.

Yo creo que una buena idea es fundamental en cualquier proyecto que se precie pero lo más importante es el emprendedor y su equipo de trabajo. Un emprendedor es una persona muy inteligente, que le apasiona su trabajo y sin miedo al fracaso, es más muchas veces es muy recomendable tener alguno ya que nos permitirá analizar en qué hemos fallado y podremos tenerlo en cuenta en futuros proyectos.

Por ello considero que un proyecto de éxito está configurado por un 30% a una gran idea y por un 70% en un buen emprendedor + equipo de trabajo.

Fuente: http://avivancos.com

Encuentre una necesidad y cúbrala ¿Alcanza para un negocio rentable?

Muy seguido leemos o escuchamos esta recomendación para quienes están comenzando un negocio o para aquellos que estando en actividad quieren mejorar sus resultados: encuentre una necesidad y cúbrala.
¿Es una buena recomendación? , ¿O es una visión de marketing que esta pasando por alto algo esencial?
La primera consecuencia de esta recomendación es sobre los precios, el cubrir esa necesidad tendrá un precio que ya estará determinado y muy posiblemente no le alcance para obtener determinado nivel de rentabilidad.
La repuesta se puede obtener de manera sencilla observando de manera completa el comportamiento del consumidor o potencial cliente.
Cualquiera sea el rubro
en el que nos detengamos lo podremos apreciar.
Si por ejemplo el negocio es una imprenta veremos que aparte de necesitar algunas impresiones el cliente también querrá que quién hace el trabajo sepa proponerle opciones, mostrarle distintos diseños que se puedan adaptar al pedido, que nos sugiera nuevas técnicas y materiales novedosos y muchas cosas más.
Lo mismo pasará en cualquier negocio que analicemos desde una verdulería de barrio donde además de frutas y verduras nos puedan recomendar usos o recetas con productos de estación o simplemente nos lleven la compra a nuestro domicilio.
Si hablamos de reparaciones caseras el cliente además de la reparación del caño roto querrá que se haga en un tiempo razonable, que luego de la reparación las cosas queden ordenadas y limpias, etc.
Este consejo de marketing le propone que básicamente usted se centre en lo que el cliente necesite y no en lo que el cliente quiere.
Concentrase en lo que quiere nuestro cliente nos permitirá diferenciar precios y obtener además de una mayor cantidad de clientes mejores resultados económicos.
¿Ud. se preguntará como ofrecer lo que el cliente quiere? Habrá que ponerse a trabajar para generar una propuesta de valor para nuestro producto o servicio.Ese es otro tema directamente asociado a lo que hasta aquí hemos desarrollado y dará lugar a una próxima entrada.

Fuente: Negociame.com

domingo, 20 de junio de 2010

Como conseguir a sus primeros clientes

Si tiene listo el negocio, pero no sabe quien comprara sus productos, atraer clientes es la primera etapa de un negocio exitoso.

Uno de los primeros desafios de todo negocio consiste en darse a conocer y captar a los primeros clientes. Una vez que los encuentre, podra echar a andar su negocio con facilidad.

Existen varias tecnicas para captar a los primeros clientes:

1.- Parta por casa. Seguramente, los primeros clientes de su negocio seran sus parientes, amigos, colegas, ex compañeros, entre otros. Lo ideal es tomar una base de datos e informar a la mayor cantidad de personas posibles sobre su negocio, lo que ofrece y sus beneficios para el consumidor. Sus amigos podran avisarle a otros contactos y asi su negocio se ira dando a conocer. No obstante, para que su negocio permanezca en el tiempo, debera seleccionar a sus principales clientes de la gran gama de contactos y enfocar en ellos sus politicas de fidelizacion.

2.- Elabore una lista de posibles clientes. Muchos potenciales clientes seguramente seran personas que usted no conoce, pero que pueden interesarse en su negocio. Por ello, elabore una lista de posibles compradores o usuarios que podrian adquirir su producto o servicio. Pueden ser otras empresas o particulares que conmunmente estén necesitando ese producto. Si su empresa, por ejemplo, vende productos gourmet, puede pensar en clientes tan variados como restaurantes, empresas de banqueteria, oficinas, tiendas gourmet, etc.

3. Capte su atención. Una de las preguntas que debera responder a la hora de captar clientes es ¿Porqué alguien compraria mi producto o servicio? Debera analizar que ofrece su empresa en relacion a otras. Si se trata de un producto muy apetecido en el mercado, debera pensar en beneficios para sus clientes, como descuentos por las primeras compras, entrega de regalos, invitacion a eventos, etc.

4. Seleccione el mensaje que desea entregar. Un correcto servicio al cliente es fundamental para captar a los primeros clientes. Preocupese de cómo los atendera, qué les ofrecerá, cuáles serán sus primeras palabras a la hora de recibirlos, cómo les presentará su producto, entre otros aspectos. La presentacion personal de sus vendedores así como del local mismo tambien influirán en sus consumidores.

5. La presencia en Internet es fundamental. En la actualidad, estar en la red y en los principales buscadores es uno de los caminos más optimos para conseguir a los primeros clientes. Cada vez más usuarios buscan productos o servicios a través de Internet y van aumentando los que prefieren comprarlos por esta misma vía. Asegúrese de contar con un sitio web o blog donde pueda exponer sus productos y tener feedback con sus clientes.

6. Apele a algun sentimiento o preocupación social. La responsabilidad Social empresarial es un tema muy presente no solo en las empresas sino en los clientes mismos. Muchos negocios se han creado con el fin de proteger aspectos como el medioambiente, la salud de las personas, etc. Lo cual es muy valorado por los consumidores.

Fuente: Negocio.com

La imagen de la empresa frente a los clientes

En un mercado donde existen una serie de empresas dedicadas a lo mismo que la suya, la imagen corporativa ha pasado a ser el elemento esencial de diferenciación y posicionamiento en la mente del cliente.

Para captar la atención del cliente, posicionarse en su mente y así generar demanda por sus productos o servicios, es necesario desarrollar una imagen corporativa potente y así poder diferenciarse de sus competidores.

Se entiende por imagen corporativa a la manera cómo sus clientes perciben una empresa y que contribuye al logro de los objetivos comerciales trazados por el negocio. La creación de esta imagen es responsabilidad de los expertos en marketing y comunicaciones, quienes son los encargados de desarrollar mensajes y de transmitirlos a través de diversos canales.

Esta imagen está formada por diversos elementos, los cuales, al conjugarse, permiten llegar a la mente del cliente. Algunos de estos son:

1. El nombre de la empresa: La primera impresión que los clientes se llevan de una empresa está justamente basada en su nombre. Por ello, la importancia de escogerlo correctamente. Se recomienda que el nombre tenga relación con la esencia de su negocio, pero también que sea breve, fácil de recordar y lo suficientemente original para distinguirse de la competencia.

2. El logo: Un logo tiene la función principal de representar a una compañía. Existen tres tipos: el logotipo (se compone de palabras), el isotipo (de imágenes) y el isologotipo( combina tipografía e imagen) El logo debe ser comprensible por el público y atractivo para los potenciales clientes. Por ello, en el momento del diseño, deberá considerar tanto a su clientela como a la competencia, y el mensaje o idea que desea transmitir.

3. El eslogan: Es uno de los medios más efectivos para atraer la atención del público. Para que tenga efecto, es necesario que destaque los principales beneficios del producto o servicio que su empresa ofrece y que los diferencia de la competencia, así como dar una impresión de prestigio y credibilidad a su negocio. La mayoría de las empresas busca crear eslóganes originales, lo cual ayuda, siempre y cuando sea recordable por el consumidor.

4. Sitios web: Los sitios web también son pensados para fortalecer la imagen de su empresa. Por ello, el diseño elegido y las herramientas incluidas son decisiones que muchas veces quedan en manos de expertos en el área. Tanto el diseño de su sitio web como el dominio propio deberán ser pensados en función del cliente. Un diseño amigable y fácil de manejar, que estimule la compra y que además informe sobre la empresa y sus productos, pueden darle un giro a su imagen, aportando al prestigio de su negocio. Por otro lado, es fundamental contar con un dominio propio, que puede ser el nombre de su empresa o bien alguna palabra relacionada al negocio. Esto da una imagen de seriedad, pero también de globalidad.

5. Brochure:
Para comunicar y fortalecer la imagen de su empresa, existen una serie de herramientas. Algunas de estas son folletos y manuales de su negocio, así como tarjetas de presentación, sobres y etiquetas, carpetas, facturas y hasta la vestimenta de sus vendedores. Lo importante es que todos los elementos sean parte del quehacer diario y de la cultura corporativa de la empresa, y que genere reconocimiento e identificación no sólo por parte de sus clientes, sino también de sus propios trabajadores.

Fuente: Negocios.com

Como organizar correctamente su empresa

Una empresa mal estructurada es sinónimo de caos y falta de eficiencia. Evite que esto le suceda a su negocio.

La mayoría de las empresas que no son rentables experimentan problemas serios en la forma cómo organizan el trabajo diario. Esto se puede observar en negocios donde los trabajadores asumen tareas que no les competen, o bien, nadie sabe que es lo que tiene que hacer.

Se entiende por organización el proceso de ordenar y distribuir el trabajo, la autoridad y los recursos entre los miembros de un organismo, de tal manera que estos puedan alcanzar los objetivos de mejor manera. Por ello, una buena organización en la empresa es fundamental para conseguir las metas propuestas. Estos son algunos pasos para lograrlo:

1. Tener claro los objetivos. El primer paso para darle una estructura a su empresa es tener bien definidas la misión, visión y objetivos a alcanzar y comunicarlos correctamente al resto de sus miembros. Deben se sencillas, entendibles y fáciles de memorizar. Una vez claros estos aspectos, se podrá definir qué funciones o tareas son claves para lograr los objetivos propuestos.

2. Tener claros los recursos de la empresa. El segundo paso consiste en examinar a sus trabajadores: ver cuántos y quiénes son, si está empezando, ver cuantos necesita y cuales son sus capacidades y talentos. También deberá tener claras las herramientas con las que cuenta su empresa para lograr sus resultados, para así minimizar sus costos.

3. Haga una lista con las actividades a realizar. Una vez claros los objetivos a alcanzar y los recursos, haga una lista de las actividades o tareas de la empresa. Defina cuáles son prioritarias y cuáles dependen de otras, así como cuántas personas son necesarias para ejecutar cada actividad. Por ejemplo, si se trata de una empresa de delivery, deberá apuntar las tareas necesarias para un buen servicio, como recepción de llamados, despacho de los productos, servicio post-venta, etc. Lo importante es que no quede ninguna tarea fuera. Puede consultar a otros empresarios del rubro para ver cómo ha estructurado su negocio y tener una idea al respecto.

4. Divida estas actividades en unidades. Especifique en que consisten, cuánto tiempo se necesita para ejecutarlas y cuáles son los objetivos de cada una, en concordancia con las metas finales de la empresa.

5. Asigne cada actividad a la persona idónea. Elija a la persona que podría ejecutar de mejor forma cada tares, según sus habilidades, conocimientos y motivaciones. Escoger a la persona correcta es fundamental para lograr los resultados esperados, por lo que no se apresure en hacerlo. Asegúrese de que sus empleados han comprendido perfectamente lo que se les pide y están de acuerdo.

6.- Elija al líder. En las empresas, es necesario tener una persona a la cabeza de todo. Si la empresa es pequeña y tiene pocos empleados, podrán ser dirigidos por un solo jefe, pero si va aumentando el número de trabajadores, tendrá que pensarse en mandos intermedios.

7. Mantenga al día la organización de la empresa. Esté atento a los cambios. Con el tiempo, la actual organización de la empresa puede ser inadecuada por las condiciones internas o cambios externos. Renueve su empresa según sus necesidades.

Fuente: Negocio.com

¿SUERTE? Pautas para gestionar una empresa con eficacia sin ser un especialista

Destacados empresarios han creado negocios rentables partiendo de un desconocimiento total del sector y mercado en los que operaban. ¿Atrevimiento? ¿Inconsciencia? ¿Qué hay detrás de ello? Tres ejemplos concretos y la opinión de varios expertos nos permiten desvelar las claves de esta aparente paradoja.

Hace falta ser un especialista en el sector o en el producto para crear una empresa de éxito? La literatura afirma que sí, pero la práctica a menudo demuestra lo contrario. Y para muestra, varios botones: Epifanio Martínez creó Reposterías Martínez con su experiencia en la confección como todo equipaje empresarial; Enric Bernat pasó de la leche a la producción de chupa chups casi por casualidad; Juan José Hidalgo sentó las bases de lo que con los años se convertiría en el holding Globalia conduciendo un camión con soldados de permiso; Gabriel Masfurroll ha sabido crear un auténtico conglomerado hospitalario, USP Hospitales, partiendo de su experiencia de nadador de élite; José María Suescun levantó Corporación Dermoestética con una formación estudiantil de marino mercante; detrás de la fundación de El Bulli, el restaurante más afamado del mundo codirigido por Ferrán Adriá, se encuentra un economista, Juli Solé, que no ha cocinado un plato en su vida; los dueños de Facilisimo.com, Alberto Fernández y Ernesto J. Plaza, eran corredores de seguros sin ninguna noción de Internet ni de informática… Y la lista continúa. ¿Acaso hay una fórmula mágica que permite triunfar sin conocer el producto o el sector?

En realidad la cuestión es más simple. No se trata de bebedizos, hechizos o pociones sino de una verdad incuestionable: “La persona que viene de fuera está más libre de los prejuicios de los que están dentro, que se ven muy mediatizados por las amenazas, ve con más facilidad las oportunidades del sector,” defiende Pascual Berrone, profesor del departamento de Dirección del IESE. Algo que confirma Mateo Blay, presidente del Grupo AGR, ingeniero agrónomo metido a publicista: “Al no haber estudiado Publicidad no tenía ningún condicionamiento previo, lo que me permitió abrir la mente hacia nuevos caminos”.

No poner puertas al campo
Es el triunfo del generalista frente al técnico: “Si eres experto en el producto puedes conocer muy bien el área de producción, pero descuidar el área comercial o financiera. Si es en el área del márketing, puedes obviar aspectos técnicos cruciales. El éxito está en ser capaz de hacer un buen plan e identificar los parámetros sobre los que se basan las decisiones de compra de los clientes, y para eso no tienes que dominar ni el sector ni el producto”, señala Françesc Rufas, profesor de EAE y gerente consultor de Enginy Assessors. Álvaro Sancho, subdirector adjunto del área de Gestión Emprendedora del EAE, va más allá: “El buen empresario es el que sabe identificar una necesidad y se rodea de las personas fundamentales para cubrir las necesidades técnicas. Es siempre más difícil crear una empresa sin nociones de mercado y de management que sin conocimientos técnicos”.

Pero no sea ingenuo. Es innegable que la ignorancia del sector o del producto puede tener también desventajas. Las más graves, subestimar la reacción de la competencia y de los proveedores y no ser consciente de la dinámica propia del negocio: periodos de carencia, ciclos de vida de los productos, movimientos de la competencia… Sin una actitud precavida y humilde, puede ser realmente peligroso nadar en aguas desconocidas. Por ese motivo hemos pedido a los expertos que nos trasladen algunas claves de los pasos fundamentales necesarios para triunfar en un sector que no es el propio. Éstas son sus conclusiones.

Amplía tu formación e información: Es básico para consolidar tu proyecto. Una vez que te adentras en un sector que no es el tuyo, juegas con la ventaja de que, como reconoce Blay, “nunca te consideras lo suficientemente preparado”, con lo cual recaba toda la información que puedas sobre el sector. Busca asesoramiento, bien público o privado; participa en asociaciones sectoriales. Y si no tienes suficiente información, genérela, realizando estudios de mercado.

“Con todo ello podrás confeccionar un plan de negocio que no te hará un experto, pero te permitirá ser consciente de los aspectos críticos y valorar qué herramientas necesitas para resolverlos”, defiende Álvaro Sancho. “Se trata de entender la dinámica del sector y conocer su sistema de valor”, insiste Berrone.

Rodéate de buenos asesores: Es la siguiente clave. Si no puedes con tu enemigo, únete a él. No tengas reparos en rodearte de los mejores especialistas y si no los tienes en el mercado, róbaselos a la competencia. Lo importante es asumir, como defiende Rufas, que no lo puedes hacer solo: tienes que contar con un buen departamento de márketing, y de producción, en general con buenos profesionales en las áreas en las que estés más verde. “El buen gerente no tiene por qué saber de todo, pero sí ser capaz de establecer la estrategia de valor, fijar los objetivos comerciales, escuchar a los profesionales que le rodean, hablar con ellos y ser capaz de conseguir que ellos les dejen claros los límites”, concluye.

Fidelizar a los expertos: Y una vez que captas a los expertos, retenlos, porque son tu principal activo. “Cuando atraes el talento, debes darles estabilidad para que se sientan a gusto. Una buena opción es hacerle partícipe del negocio”, recuerda Sancho, quien también defiende la necesidad de dotar de solidez financiera al proyecto por lo menos durante los 12 o 18 primeros meses, “porque en estos casos lo que estás buscando es experiencia, es decir, socios con canas” y está claro que a éstos no les seducen cantos de sirena.

Comprar el know-how: Hoy por hoy, cada vez hay más servicios profesionales que se pueden subcontratar: desde las consultorías o asesorías para adquirir un mayor conocimiento técnico hasta las fuerzas de ventas para desarrollar toda la estrategia comercial. Analiza bien las áreas de especialidad de tu empresa y externaliza las que puedan ser más complementarias. Una última opción también es optar por alianzas con compañías que te complementen: puedes contactar con empresas que sean muy buenas en lo que hacen pero no sepan canalizar bien la distribución o las ventas.

Fuente: negociame.com

Emprendiendo día a día, un ejemplo práctico

Cuantos más ejemplos prácticos tengamos para saber cuáles son los pasos que debemos dar a la hora de animarnos a emprender, desde hacerse autónomo hasta crear tu empresa, más camino tendremos andado y menos complicado resultará caer en los errores más tontos por el simple desconocimiento de lo que se tenía que haber realizado. Dicho esto, comentar que hay que tener las cosas muy claras para dejar un puesto de trabajo de responsabilidad y que te da el dinero necesario para tener un buen nivel de vida, por ser tu propio jefe.

Por eso la tarea en la que Jaime Estévez, que deja un puesto de responsabilidad en Europa Press por acometer un sueño, emprender en su propia idea de negocio, creando un blog (ya tenía otro con anterioridad) en el que se va a dedicar durante todo el mes de abril a comentarnos cómo son esos primeros 30 días en la vida de un emprendedor.

Y si le vais leyendo cada entrada, lo que va comentando sirve mucho de guía para comprender y ver en la práctica cómo está yendo el viaje. Desde entender que has llegado a tu punto de saturación en tu trabajo, lograr el despido, apuntarse al paro antes de hacerse autónomo (y esto es un punto muy importante a tener en cuenta si no te quieres quedar sin la prestación por desempleo, y en el que se suele caer por desconocimiento), hasta los pasos para convertirse en autónomo y las gestiones y documentos a elaborar, las gestiones en el Registro Mercantil, la desesperación de las colas de espera en el INEM, en Hacienda o en la Seguridad Social… Vamos, que con un estilo directo y bloguero, lo está contando todo, y de manera que todos lo vayamos comprendiendo (cuanto de identificado se siente uno con lo que comenta).

Fuente: Blog Salmon

sábado, 19 de junio de 2010

Cuando uno se da cuenta lo válido que es!

Esta sensación de bienestar consigo mismo es lo que alimenta el carácter emprendedor. El saber que cuando el trabajo se hace bien, la actitud es la correcta y el poner toda la ilusión del mundo para que salgan las cosas, es lo que hace que uno se sienta orgulloso de tomar decisiones, de ser emprendedor.

Y mientras, hay muchos que se lo piensan. Los que estamos en la dinámica emprendedora no acabamos de entender porqué les cuesta tanto. Quizás ellos no tengan la culpa ya que no ha habido formación adecuada ni estimulante para que uno emprenda su propio proyecto y es por eso que no ven las oportunidades y el tremendo nivel de vida que uno puede llegar a tener como emprendedor. Intentaremos animarles con el presente artículo para que se pasen a este lado.

Cuando uno puede tomar decisiones importantes, se da cuenta del calado de las consecuencias de las mismas. Y en ese ejercicio de fallar o acertar se impregna de madurez y sabiduría. Lo demás, apenas representa progreso personal e intelectual. No hay nada mejor que ser responsable con las decisiones propias, especialmente en el ámbito profesional. Pero la realidad es que este tipo de situaciones apenas se dan en la vida diaria de la empresa. Son muy pocos los que deciden. Y el resto de la organización apenas ejecuta lo que han decidido los de arriba. Y en ese contexto de pobre desarrollo profesional, se produce un caldo de cultivo muy propicio para emprender. Los trabajadores talentosos tienen la excusa perfecta para iniciar su propio sueño, con el proyecto que seguramente les merodea por la cabeza.

Todo el contenido en:www.retirarsealos40.com

viernes, 18 de junio de 2010

Los ocho tipos de emprendedor

No es lo mismo emprender por casualidad que por imagen o necesidad. De la misma manera que no es igual ser un Robinson Crusoe de la economía que un Sherlok Holmes. Hemos elaborado ocho tipos de emprendedores, con sus pros y sus contras. ¿Te reconoces?

A la hora de desarrollar esta tipología de la personalidad del emprendedor hemos tenido en cuenta tres factores. Por un lado, las cualidades necesarias para emprender con éxito; por otro, las razones que llevan a lanzarse a la aventura, y, por último, la forma en que una vez detectada la oportunidad, se le da solución.

Para los expertos, existe una serie de cualidades comunes al emprendedor de éxito. Junto a la iniciativa, la creatividad, la perseverancia o la tenacidad, la mayoría cumple al menos tres de los cinco requisitos siguientes: gran capacidad para asumir riesgos, tolerancia a la frustración, pasión por todo lo que hacen, intuición y flexibilidad para adaptarse a la realidad del entorno. Pero todavía nos queda añadir algún ingrediente más en la coctelera de la personalidad de nuestro protagonista. El siguiente es el que viene determinado por la respuesta a las dos preguntas que formula Jordi Vinaixa, profesor del departamento de Creación de Empresas del centro de iniciativas empresariales de Esade: ¿Dónde encuentra la oportunidad? y ¿cómo le da solución?

A cada uno según su respuesta
“Los emprendedores se dividen en función de cómo responden a estas cuestiones. No es lo mismo si busca satisfacer una necesidad actual ya existente o una nueva, porque tampoco se pondrán en marcha los mismos resortes ni se buscarán las mismas soluciones. En algunos casos, se encontrarán con la respuesta por azar, pero, en otros, habrá un proceso racional y analítico importante”, explica. ¿Con quién te identificas?

Fuente: emprendedores.es